Modo de baja velocidad

Con el modo de baja velocidad, la velocidad de una embarcación a ralentí se puede reducir a la mitad, de 5-6 nudos a 2-3 nudos, utilizando la palanca de cambios/acelerador. Esto hace que el modo de baja velocidad resulte perfecto para atracar, pescar o navegar en canales.

1286_Features_and_benefits1_image_Low_speed.png

Control de acelerador/palanca de cambios

Con el modo de baja velocidad, la palanca de cambios/acelerador se usa para controlar la velocidad de la embarcación. En los primeros 12 grados del recorrido de la palanca, el motor permanece en ralentí y la velocidad de la embarcación se reduce gracias a un deslizamiento de la transmisión. El deslizamiento va del 50 % a la activación completa y, al empujar más la palanca, la caja de cambios se activa totalmente. La aceleración aumenta y la velocidad se puede controlar con las r.p.m. del motor.
1287_Features_and_benefits2_image_Low_speed.png

Ángulos y deslizamiento ajustables

Un concesionario Volvo Penta puede ayudarle a ajustar los ángulos que le permitirán controlar el embrague y la reducción del deslizamiento del 25 % mínimo a un máximo de 75 %. Esta función le ofrece una mayor maniobrabilidad, mediante baja velocidad, controlada con una palanca.

Maniobras más sencillas

El modo de baja velocidad se centra en el funcionamiento y proporciona al conductor más tiempo para maniobras y correcciones. Una maniobrabilidad total y un mayor control cuando la velocidad de la embarcación es reducida hacen que el atraque y el funcionamiento en espacios reducidos resulte menos estresante. También facilita las maniobras cuando se pesca y se navega en canales.
Buscador de concesionarios

¿Desea saber más?

Póngase en contacto con el concesionario más cercano

Buscador de concesionarios