Fabricación personalizada con poca antelación

Quickline

Fabricación personalizada con poca antelación

En caso de una avería grave del motor, Volvo Penta Quickline le ofrece otro modo de ayudarle a recuperar su actividad, independientemente de la marca del motor que tenga que sustituir.

Un nuevo motor en 7 días

En solo siete días, Volvo Penta puede producir motores de propulsión personalizados, clasificados y no clasificados, de 90 a 560 kW, D5MG, D7MG, D9MH, D13MH o D16MH/D16MG.

Tipo aprobado

Al contar con fábricas autorizadas para realizar pruebas completas de aprobación para DNV, RINA, LRS, ABS y BV, Volvo Penta puede ofrecer motores totalmente homologados según estas empresas, todo ello en un plazo de siete días.

Motores personalizados para ajustarse a sus necesidades específicas

Volvo Penta utiliza los motores base que se mantienen en existencias para Quickline. Estos motores se personalizarán para ajustarse a sus necesidades específicas. Los módulos de motores y las opciones son más limitadas para mantener la velocidad de la producción de motores.

Las ventajas de Volvo Penta Quickline

  • Motores de propulsión clasificados y no clasificados de 90 a 560 kW
  • Motores personalizados para ajustarse a sus necesidades específicas
  • Homologación según DNV, RINA, LRS, ABS y BV
  • Entrega lista en un plazo de 7 días
  • Tiempo de inactividad reducido al mínimo
Buscador de concesionarios

¿Desea saber más?

Póngase en contacto con el concesionario más cercano

Buscador de concesionarios